La rutina es algo terrible y la mayoría de las veces es el motivo principal del truene. Checa estos puntos y entérate si esas maripocitas que sentías volaron y ¡se convirtieron en costumbre!
 ¿Será o no será?
Citas. Cuando hacen planes para salir ¿van a los mismos lugares? Esto solo significa una cosa ¡tu relación se ha convertido en rutina! Al repetir tanta veces lo único que va a suceder es que veas a tu pareja siempre de la misma manera. Si están en un restaurante, él tendrá el mismo comportamiento, se sentarán en la misma mesa, pedirá el platillo de siempre; compartirán el postre, hablarán de su día, y por si fuera poco ¡hasta el mismo mesero! Todo esto impide que puedas conocer a tu galán en otras facetas; probar cosas nuevas, citas más arriesgadas, divertidas donde podrías darte cuenta de que tu chico tiene más habilidades de las que ya conoces.

Mensajito de buenos días. ¿Recuerdas cuando andabas quedando con tu galán? Apenas abrías los ojos y veías tu celular para revisar si ya había llegado el tan añorado mensaje de buenos días. Si aún no llegaba, te convertías en tormenta de lágrimas y si ya estaba ahí ¡eras un terremoto! Tu corazón latía más fuerte, salía de tu rostro la primera sonrisa del día y empezabas a redactar el mensaje perfecto, algo así: ¡Buenos días mi amor! Gracias por ser parte de mi vida, cuento las horas para vernos, que tengas el mejor día de tu vida bebé, te amo ¡besitos! Algo así era ¿no? Si ahora te levantas por la mañana y ni te preocupas por ver tu celular, ¡Houston, tenemos problemas! El interés se fue. Y eso no es nada, una vez que lees el mensaje lo ignoras, ¡termínalo! Estás perdiendo tu tiempo.

Más pleitos y menos pasión. Este punto es clave y decisivo, pues ¿quién quiere estar en una relación donde todo es conflicto? La respuesta es ¡nadie! Ni tú, ni tu pareja tienen la necesidad de aguantar faltas de respeto, gritos y lo peor de todo recibir comentarios que duelen hasta el alma. Pon en una balanza los momentos en que estás a gusto y en plan romántico con tu novio junto con las veces que explotan y se gritan hasta el más mínimo defecto que tienen. Si pesa más el lado pleitista, es razón suficiente para decir que tu relación es mera costumbre.

¿Cada cuándo se ven? Si la respuesta es más de 5 veces a la semana… o están muy enamorados o están muy acostumbrados a su rutina. Por más que una pareja se quiera y se adore, el verse todos los días durante una relación de noviazgo puede llegar a afectar, y sin darse cuenta empiezan a hacerse dependientes uno del otro, pues ya no pueden realizar sus actividades sin haberse visto antes, aunque ni ganas tengan de verse.

0 التعليقات Blogger 0 Facebook

Publicar un comentario

 
AFICIONADO © 2013. All Rights Reserved. Powered by Blogger
Top